¿Qué relación existe entre las matemáticas y la magia?
Puede haber muchas, algunas artificiales y otras más naturales. Hay que conocer bien ambos campos, pero a grandes rasgos, podemos decir que los magos y los matemáticos comparten el misterio del universo. Los dos tratamos de desvelar cosas misteriosas, cosas que pasan a nuestro alrededor, pero cada uno lo explota a su manera. El matemático busca las claves que rigen el universo y cómo puede entenderlas y divulgarlas, mientras que el mago las busca también pero sin la intención de compartir ese saber, al contrario, le resulta útil para su truco.

O sea, que el mago no cuenta el secreto pero el matemático sí…
Es que si el matemático no cuenta el secreto, no termina su función. Toda matemática termina con una demostración, tú tienes que demostrar que eso es así, por lo tanto, tienes que explicar el secreto.

Y para hacerse entender tiene que ser un buen divulgador.
Sí, pero a veces es muy relativo. Si quieres divulgar a un público que ya está en tu nivel, no hace falta que seas un grandísimo divulgador. Sin embargo, si quieres que el público que no sabe nada de tu temática te entienda, entonces sí, necesitas grandes dotes.
A veces, con este tipo de público, no buscas que todo el mundo lo entienda todo, sino transmitir que hay algo, que la gente lo valore, aunque no sea capaz de entender todo el contenido.

La magia tiene una carga de ilusión y sorpresa muy grande. ¿Qué tienen de esto las matemáticas?
Un docente o un matemático tiene que tener un poco de actor. Tiene que hacer que cuando la gente se aproxima al problema, lo haga con algo de intriga, igual que un mago. Si lo presentas como una sorpresa, como una incógnita que vas a desvelar, las personas incrementan su interés y atención. Hay que intentar hacer partícipe al espectador o al alumno.

Las matemáticas siempre han tenido la etiqueta de materia dura, de materia compleja. ¿Qué tiene de cierto esto?
Bueno, claro. Es una materia compleja pero, ¿qué no lo es? A mí me costó mucho sacarme el carné de conducir y nadie dice que sea difícil. ¡Pues a mí me costó sudor y lágrimas!
Cuando yo veía a mis amigos que estudiaban derecho y que tenían que memorizar esos libros tan enormes pensaba, ¡madre mía, en qué lío se han metido! Todo en la vida puede ser complicado, pero es imposible avanzar si no tienes una base, y esto en matemáticas es clave. Quizá esto es lo que más diferencia a las matemáticas y es que es un conocimiento progresivo.

¿A qué se refiere?
En matemáticas no puedes pasar un curso a medio gas y pensar que el siguiente lo harás mejor. Tienes que tener afianzados los conocimientos de un curso para poder pasar al siguiente porque el conocimiento se sustenta en esa base y progresivamente se va desarrollando, siempre relacionándose con lo que has aprendido antes.
Si algo es difícil, solo hay que dedicarle más tiempo. Las matemáticas son un estudio superior vocacional, y lo vocacional no tiene por que ser multitudinario.

Matemáticas siempre ha sido una carrera muy vocacional.
En lo que tenemos que hacer hincapié es en que hay personas que pueden apreciar las matemáticas sin que ello significa que quiera dedicarse profesionalmente a ello. Cuando divulgas, no pretendes que quien te escucha se convierta en matemático, lo que pretendes es que se entienda que las matemáticas nos rodean, que son algo importante en nuestra vida.
A mí se me dan mal las operaciones pero no las odio, cojo la calculadora y ya está. No somos conscientes que todo lo digital tiene una cantidad de matemáticas increíble pero no por ello dejamos de usar los teléfonos móviles o internet. A lo mejor confundimos el hecho de que no entendemos las matemáticas con que no queremos saber nada de ellas. Forman parte de nuestro día a día.

Igual la manera de enseñar matemáticas no ha sido la acertada…
Seguro. Ni tampoco la utilidad que le hemos dado al aprendizaje. Mucha gente señala que no ha utilizado nunca una raíz cuadrada. Bueno, a mí no me ha servido de nada saber la lista de los reyes godos, y así, todo. Es cierto que hay una fijación con las matemáticas, pero la gente no se da cuenta que están mucho más presentes en sus vidas que otros conocimientos que seguro que también les resultaron difíciles.

¿Cómo de presentes?
En todo, desde lo cajeros hasta los dispositivos que tenemos en la mano. Hoy en día, prácticamente, todos los alumnos del grado de matemáticas tienen trabajo y la gente se sorprende. ¿Por qué? Es que el trabajo de un matemático no es hacer raíces cuadradas.  El trabajo de un matemático es razonar un problema con determinados esquemas.
Lo importante de las matemáticas no es si sabes hacer un cálculo o no. Lo importante es que tienen un método, un razonamiento, la mente se acostumbra a resolver los problemas de cierta manera.

Pongamos más ejemplos.
Pues algo tan vigente como son los algoritmos ¿no?. La gente busca un vuelo a las Baleares y de repente el buscador le propone hoteles en Mallorca. ¿Es casualidad? No, claro, es un algoritmo matemático. No nos preguntamos porqué pasa esto porque tenemos miedo a las respuestas. Lo que hace Google es bastante sencillito. No hace falta que entendamos cuál es el mecanismo, pero sí que lo apreciemos.

¿Es posible trabajar en las aulas las matemáticas a través de la magia?
Yo creo que es mejor trabajarlo de forma extracurricular. En las aulas hay mucha gente, durante muchas horas. Hay programas que podrían ser interesantes porque tejen toda la explicación a través de un hilo conductor, pero cuando éste se rompe, se pierde toda la atención y el mecanismo de aprendizaje. Creo que es difícil con ello.
Pienso que es importante que sea un apoyo didáctico. ¿Por qué no ofrecer como apoyo otro tipo de recursos que no sean operaciones repetitivas? Por ejemplo, actividades que nos permitan profundizar en el razonamiento matemático.

¿Qué recomendarías a un docente que quiere compartir con sus alumnos la pasión por las matemáticas?
Lo primero es tenerla. No se si existen muchos de esta especie. Suelen ser docentes auto explotados y es difícil que puedan compartirla. Es importante que tengan tiempo para desarrollar esta pasión, en su tiempo libre, o cuando sea. Para transmitirla al grupo de alumnos es importante el entorno, porque también tienen otros docentes, que no viven sus asignaturas de la misma manera. ¿Cómo lo hacemos para extraer a los alumnos de la inercia que les genera la escuela? Hay que motivarles constantemente, buscar material adicional, hay que trabajarlo. La actitud de las familias también es importante.


Si te ha gustado la entrevista a Pedro Alegría, no te pierdas la de Xuxo Ruiz: “La magia de la educación es sacar lo mejor de cada niño”.

Acerca del autor

Tiching

Tiching es la red educativa escolar para encontrar, compartir y gestionar todo aquello relacionado con la educación. ¡Más de 600.000 personas ya se han unido!

Comentarios(2)

  • Las palabras más sabias que he escuchado el día de hoy, y para estar comenzando el día con estas palabras creo que es maravilloso muy buen articulo

  • EXCELENTE BIOGRAFÍA Y SU EXPERIENCIA COMO GUÍA DE LO QUE AMAMOS Y NOS GUSTA HACER. RE BENDICIONES DONDE ESTES.

Deja un comentario

(*) Campos obligatorios