Las matemáticas no suelen gustar a los niños…
En realidad, cuando los niños empiezan a ir a la escuela, las matemáticas son una de las cosas que más les gustan. Pero el sistema educativo se encarga de matarles la ilusión.

¿Cómo?
Al principio, la enseñanza de las matemáticas se hace mediante juegos. Pero llega un momento, alrededor de los siete años, en el que el sistema se encarga de decir que ya vale de tonterías y que, ahora, en serio. Y ése en serio son unas raciones de cálculos increíbles.

¿Y esto es malo?
Yo creo que una de las grandes penas de la enseñanza de las matemáticas es precisamente que se reduce a procedimientos de cálculo: esto mata a cualquiera. A los que nos siguen gustando las matemáticas después de la escuela es porque las llevábamos muy adentro.

¿Cuál es la alternativa?
Mira, ¿cuándo le gustan, a uno, las matemáticas? Cuando tiene desafíos, cosas que le interesa resolver. Los profesores tenemos que procurar preguntas, no respuestas. Si las preguntas son interesantes, los alumnos se encargarán de resolverlas. Este tipo de preguntas se pueden plantear con juegos, que son la base de las matemáticas y del conocimiento en general.

Los problemas también son juegos, ¿no?
Sí, pero las matemáticas escolares suelen plantear problemas que no tiene nadie. Y entonces la respuesta tampoco le interesa a nadie. Hay que proporcionar situaciones que apetezca resolver. No basta con plantear modelos para resolver problemas ficticios, hay que plantear problemas reales que se puedan resolver con modelos.

Pero el álgebra, por ejemplo, sirve para desarrollar la inteligencia, ¿no?
Eso mismo se dice del latín, que sirve para amueblar la cabeza. Sí, bueno, pero el alemán también y, ya de paso, sirve para hablar alemán. Con las matemáticas pasa algo parecido. Para mí la pregunta no es si hay que enseñar álgebra o no. La pregunta es si se se puede enseñar algo más interesante que el álgebra.

¿No es interesante, el álgebra?
Para todos, no. El sistema educativo es como una pirámide donde los de arriba acaban en la universidad. Por eso las matemáticas que se estudian en la escuela son para la gente que va a estudiar carreras técnicas. La lengua que se estudia es para gente que va a estudiar carreras de letras, y así sucesivamente… No tiene sentido.

¿Qué matemáticas se deberían enseñar, entonces, en la escuela?
Las que necesitan el común de los mortales. Por ejemplo, para entender la sociedad actual es necesario aprender estadística y justamente a la estadística no se suele llegar. También es importante desarrollar la habilidad numérica, que sirve para comprender cuestiones de magnitudes o de cálculo mental y para tener criterio para saber si ante una situación es necesaria la calculadora o si el resultado de un problema debe ser exacto o aproximado.

Y, ¿a partir de qué edad un niño puede empezar a disfrutar con las matemáticas?
¡A todas! Las matemáticas son aptas para todos los públicos. Como se suele decir, de los 0 a los 99 años.

Como el Sudoku.
¡Buen ejemplo! El sudoku es muy sencillo, pero, efectivamente, es una buena manera de disfrutar con las matemáticas. ¡La gente se lo pasa pipa!

¿De qué otra forma se puede disfrutar con las matemáticas en la escuela?
Una cosa que les interesa mucho a los niños son los juegos de estrategia en los que hay un procedimiento para ganar. Siempre he intentado proporcionar problemas interesantes para los alumnos, aunque con las matemáticas pasa lo mismo que con los chistes, algunos a ti te hacen mucha gracia, pero no le gustan a nadie más.

Para acabar, ¿es cierto que para ser un buen matemático hay que ser creativo?
Por supuesto. Lo que más hace falta en matemáticas es creatividad. En clase he propuesto más de un juego sin solución, incluso lo había demostrado yo mismo. ¡Vaya si la tenían! Mis alumnos la encontraron rápidamente porque los niños tienen mucha imaginación cuando se les da cancha.

Acerca del autor

Tiching

Tiching es la red educativa escolar para encontrar, compartir y gestionar todo aquello relacionado con la educación. ¡Más de 500.000 personas ya se han unido!

Comentarios(3)

  • Muchas gracias por vuestros comentarios Edwin y Martín, queda mucho por hacer pero vamos por buen camino :)

  • Martín Rojas Figueroa Profr. de educ. primaria de Ixtapaluca Edo. México

    En definitiva las matemáticas son un campo del conocimiento humano que a muchos atrae y a otros más les provoca rechazo. La anterior disyuntiva seguramente se debe a las experiencias escolares que sobre dicha asignatura se hayan tenido en lo particular desde la infancia, mismas que pudieron ser desde lo más gratificantes y provechosas, hasta otras seguramente difíciles y frustrantes.
    Para quienes en la actualidad nos dedicamos a la docencia en países como México, observamos con toda objetividad, pero sobre todo honestidad, que los esfuerzos tanto gubernamentales como al interior de cada escuela y aula de clase, no precisamente se ven reflejados en los resultados que en el logro escolar, en especial en la asignatura de matemáticas, todos desearíamos.
    La pregunta obligada sería ¿Quién está fallando? o ¿Dónde está la falla? encontrándonos finalmente que una respuesta tan compleja nos llevaría a reconsiderar nuestra práctica docente frente a nuestros alumnos, procurando sesiones más acordes con el contexto en que cotidianamente se desenvuelve, cuestionar y replantear muchos de los contenidos y problemas incluídos en los libros de texto, ya que en la práctica no siempre presentan un verdadero reto para los alumnos. Es imprescindible que, sin perder su carácter rector de la actividad áulica, el docente se convierta en un verdadero facilitador en la búsqueda del aprendizaje en los alumnos, que se le permita el cuestionar, ensayar, equivocarse, comparar con sus compañeros para que a la larga se de un aprendizaje que le sea no sólo útil sino ademas significativo en la vida.
    Es importante por último precisar que una gran preocupación existente entre los docentes en la actualidad, y más aun entre las autoridades educativas en México en todos los niveles, son los resultados obtenidos en las diferentes pruebas estandarizadas tales como Enlace y Pisa. Desde nuestro particular punto de vista no se puede determinar de manera objetiva el logro escolar de un grupo a lo largo de un ciclo con la aplicación de estos instrumentos de medición, ya que se corre el riesgo de que los resultados tengan un sesgo estadístico por ser precisamente pruebas estandarizadas y sobre todo masificadas.Sabemos que el proceso educativo por su misma naturaleza conlleva resultados a mediano y largo plazo, de allí la necesidad de replantear la forma de evaluar en la búsqueda de una estrategia más objetiva, real y acorde a las condicionantes de nuestra realidad.

  • DEFINITIVAMENTE DE ACUERDO CON FERNANDO, PUESTO QUE LA UNICA FORMA QUE UN NIÑO Y LUEGO ADOLESCENTE DESARROLLE EL PENSAMIENTO LÓGICO ES A TRAVES DE RETOS QUE LOS MOTIVEN, GENEREN EXPECTATIVAS Y SOBRETODO UTILIZAR EL MATERIAL CONCRETO.
    DESDE MI EXPERIENCIA DE MAS DE 20 AÑOS EN ESCUELAS PRIVADAS, PÚBLICAS, UNIVERSIDADES HE PODIDO PLASMAR DENTRO DE MI TRABAJO LA APLICACION DE MATEMÁTICA LUDICA Y HE PODIDO EVIDENCIAR EN MUCHOS DE LOS QUE FUERON MIS ESTUDIANTES HOY GRANDES PROFESIONALES EXITOSOS EN AQUELLOS QUE DECIDIERON E INCLUSO COMERCIANTES.
    EL PROBLEMA PASA POR LA FORMACIÓN DOCENTE Y ESPECIALMENTE EN EL AREA DE MATEMATICA , POR QUE NO ES CUESTION DE LLENAR DE CALCULOS Y OPERACIONES REPETITIVAS, SE DEBE BUSCAR CONTEXTUALIZAR LA MATEMATICA, COMO HOY SE PREGONA, MATEMATIZAR Y DESDE AHI UTILIZAR RECURSOS, MATERIALES, JUEGOS QUE PERMITAN EN LOS ESTUDIANTES ENCONTRARLE EL SENTIDO AGRADABLE A LA MATEMATICA Y POSIBILITAR UNA OPORTUNIDAD DE APRENDIZAJE SIGNIFICATIVO QUE APLIQUE EN SU VIDA COTIDIANA , ENTENDER QUE LA MATEMÁTICA NO SOLO ES IMPORTANTE COMO LA DETALLAN SINO QUE ES FACIL Y DIVERTIDA.

    ATTE

    EDWIN LEVANO
    UNIVERSIDAD PERUANA CAYETANO HEREDIA
    FACULTAD DE EDUCACION
    UNIDAD DE INVESTIGACIONNDEL MEJORAMIENTO DE LA CALIDAD EDUCATIVA

Deja un comentario

(*) Campos obligatorios