¿Cuándo supo que quería ser profesora?
Cuando estaba en sexto curso. Todo ocurrió cuando fui a la Universidad y un profesor me dijo que la gente como yo no podía ir a un centro como ese. Era una universidad privada y fue en ese momento cuando supe que no quería que otros niños tuvieran esa misma sensación.

Es la fundadora del San Fernando Institute For Applied Media. ¿Influyó su vida personal en la creación de este proyecto?
Absolutamente, quería ayudar a niños como yo. Crecí en un barrio pobre y conflictivo, y los niños que crecieron en un contexto similar al mío no tuvimos las mismas oportunidades escolares que otros que se habían criado en entornos más “amables”.

¿Cuáles son las principales dificultades que presentan sus estudiantes?
Nuestra escuela está ubicada en un barrio de renta baja y nosotros sólo aceptamos estudiantes de esa zona. Básicamente combatimos la pobreza y la violencia y, por este motivo, nuestros alumnos tienen que superar muchos retos, no únicamente académicos.

¿Cómo se traducen estas problemáticas personales a nivel educativo?
Para ellos resulta realmente difícil concentrarse en determinadas situaciones. Durante el día dedicamos algunos momentos a hablar sobre sus problemas para ayudarles a lidiar con su situación fuera del colegio. De esta forma, después pueden concentrarse en los temas académicos durante un periodo más largo de tiempo.

¿Qué actividades llevan  a cabo para ayudarles con sus problemas personales?
Hacemos muchas actividades para tratar que la escuela sea un lugar divertido. Somos conscientes que tenemos muchas expectativas puestas en nuestros estudiantes cuando están en clase pero, al mismo tiempo, les damos oportunidades para que puedan actuar como lo que son, niños y adolescentes.

¿Por ejemplo?
Hay días en que les dejamos venir al colegio en pijama o con un peinado divertido y alocado. Desarrollamos actividades para que puedan hacer tonterías y pasárselo bien con los profesores.

¿Qué consiguen?
Nos permite estrechar lazos entre profesores y estudiantes y estas actividades hacen que nos vean de otra manera, lo cual resulta muy importante.  Hay que tener en cuenta que estos chicos pasan la mayor parte del tiempo con nosotros, y nos convertimos en sus modelos a seguir en cuanto a comportamiento, interacción con los demás…

¿Cuáles son los requerimientos primordiales para un profesor de su centro?
Es necesario que tengan una base tecnológica -en el colegio apostamos claramente por la tecnología-  y que sean capaces de ser flexibles a la hora de seguir el plan de estudios, ya que nosotros seguimos el que elaboramos internamente, que está adaptado a las necesidades de nuestros estudiantes.

Interesante…
No queremos profesores expertos en ciencia, sino multidisciplinarios, que puedan enseñar un amplio abanico de contenidos. Procuramos impartir lecciones relevantes a nuestros estudiantes que les permitan ayudar a la comunidad y provocar cambios en su entorno más cercano.

Y los padres, ¿qué papel juegan en este proceso?
Es muy difícil con estudiantes en situación de pobreza exigir a los padres, ya que en ocasiones acostumbran a tener tres o cuatro trabajos para poder llegar a fin de mes y se les hace difícil poder involucrarse en los asuntos escolares de sus hijos. A pesar de ello, intentamos enseñarles pequeñas estrategias que pueden utilizar en casa, algo tan sencillo  como preguntar cómo les ha ido el colegio o animarles a que les expliquen lo que han aprendido ese día.

¿Qué importancia tienen las nuevas tecnologías en el proceso educativo?
La tecnología es importante pero no es el elixir de la buena enseñanza. La tecnología puede ayudar al aprendizaje de nuestros estudiantes, ya que a los más avanzados les permite aprender más rápido, mientras que a los que necesitan más apoyo le pueden ayudar a solventar sus problemas.

Y en concreto,  ¿tiene alguna ventaja específica para niños con contextos sociales difíciles?
Les ayuda a estar más concentrados, a estar más comprometidos con los estudios y les predispone a trabajar. Si bien al mismo tiempo, tiene la desventaja de que aumentan las posibilidades de distracción. Debemos estar atentos y monitorear el uso que hacen de estas herramientas para saber realmente el tiempo que  destinan a los estudios.

Por otra parte, ¿qué ventajas aportan herramientas digitales educativas como Tiching?
Estas plataformas son muy útiles para los profesores, ya que te permiten colaborar y compartir ideas. En muchas ocasiones reinventarse uno mismo es difícil, por lo que mediante estas plataformas puedes compartir ideas con otros docentes y adaptar tu trabajo a las necesidades de tus estudiantes.

¿Qué aprendizaje le gustaría que obtuvieran sus alumnos?
Me gustaría que al terminar los estudios tuvieran suficiente confianza en ellos mismos para aprovechar oportunidades e impulsar cambios. Desearía que tuvieran claro que ellos tienen el poder para cambiar su futuro y que pueden incidir positivamente en las vidas de los demás.

¿Cómo se imagina la educación del futuro?
La imagino más colaborativa. Creo que es más fácil aprender cuando lo que te enseñan es relevante en el mundo real. Lo que realmente importa no son los datos sino el aprender a pensar y el saber expresar lo que uno piensa.

Acerca del autor

Tiching

Tiching es la red educativa escolar para encontrar, compartir y gestionar todo aquello relacionado con la educación. ¡Más de 600.000 personas ya se han unido!

Comentarios (1)

  • JORGE AVENDAÑO

    Otro aprendizaje que debemos de provocar en los alumnos, es que los problemas de los adultos, no los puede resolver el adolescente, por lo que debe de aprender a despegarlos de su mente.

Deja un comentario

(*) Campos obligatorios