¿Qué caracteriza a las personas con Altas Capacidades? 
Considero que no todas las personas comparten las mismas características, ahí reside la diversidad. Si hablamos de neurodiversidad, aún hay más diferencias. Pero las características que se tienden a ver en este alumnado aunque, insisto, no todos tienen las mismas características son: la creatividad, un pensamiento muy abstracto, suelen tener un vocabulario muy enriquecido, se concentran mucho en un tema, son como pequeños expertos en el tema que les apasiona…

¿Cómo diferenciamos a un alumno listo de un alumno con Altas Capacidades?
Un alumno listo o que saca buenas notas, al aprender un concepto lo hacen de manera pautada, siguiendo unos pasos, hacen preguntas y quieren respuestas. En cambio, los alumnos superdotados tienen un pensamiento más abstracto que les permite aprender un concepto sin necesidad de pasar por todos los pasos o pautas. 
Las mayores diferencias son la independencia y la necesidad de querer siempre más. Te puedes encontrar niños con altas capacidades que a una edad muy temprana se hacen preguntas sobre conceptos como la vida y la muerte, preguntas que son menos éticas y muy filosóficas. 

¿Talento y superdotación son sinónimos?
No, son conceptos diferentes. Si un alumno, en una evaluación psicopedagógica, saca un 90% en un percentil de un dominio determinado, solamente en uno, se denomina talento simple. Si dentro de estas pruebas encontramos dos capacidades que son muy altas y superan el 90%, encontramos a niños con talentos complejos. Y cuando un alumno saca más de un 75% en todas las partes evaluadas, eso es lo que llamaríamos sobredotación.

¿Por qué es importante una detección temprana?
Creo que cualquier detección temprana, ya sea por problemas de aprendizaje o por altas capacidades, es esencial para poner medidas y ayudar al alumnado. Los niños con altas capacidades se sienten incomprendidos, como bichos raros y no saben el porqué. Es importante explicarles que no tienen un problema, sino que su cerebro funciona de forma diferente y, por ello, hay que buscar la manera para maximizar ese potencial y que aprenda mejor. Si trabajamos lo más pronto posible las necesidades educativas del niño o niña conseguimos mayor felicidad y a largo plazo menor fracaso escolar.

¿Es necesario tener un diagnóstico oficial para poder llevar a cabo acciones en el aula?
Yo te voy a decir que no, pero a lo mejor es porque soy un poco polémica. Yo considero que es importante tomar las decisiones para ayudar a ese alumnado lo antes posible. Tengamos un papel o no lo tengamos, si un profesor tiene vocación, va querer ayudar a esos alumnos. 
La clave es la formación a los docentes. Si no damos las herramientas necesarias, ¿cómo vamos a pretender que ellos ayuden a los alumnos?

¿Cómo se deberían abordar las Altas Capacidades dentro del aula?
Es importante crear un buen ambiente de aprendizaje. Otro factor clave es la individualización del aprendizaje donde el profesor debería facilitar, guiar, ayudar a los alumnos a pensar, a crear un aprendizaje más independiente.
En mi escuela tenemos una ratio de 13 alumnos por aula, incluso, en cursos superiores, como el Bachillerato, tenemos a 4 o 5 alumnos por aula. Esto en España no sucede, hay unas ratios de más de 30 alumnos por clase y abordar las necesidades específicas de los alumnos en esas condiciones se hace muy difícil.

¿Qué necesitan los alumnos con AACC?
Los alumnos con altas capacidades no quieren que se rían de ellos, quizá no contestan para que no se les etiquete como bichos raros, para que no se metan con ellos, no quieren sobresalir… quieren ser un niño como cualquier otro.
Es por ello, que se necesita una diferenciación a la hora de dar las tareas.

¿Qué es la diferenciación? ¿Qué debemos tener en cuenta?
La diferenciación consiste en personalizar las tareas de forma que sean estimulantes para el alumno, que no sean repetitivas, donde se hagan preguntas abiertas, etc.. En esta personalización el contenido no se diferencia, sino que lo que se debe adaptar es la manera de presentar el contenido y de cómo enseñarlo.
Psicológicamente, cuando un alumno lo hace todo muy bien se sitúa en una zona de confort y eso es un problema porque no permite que un alumno avance, que se desarrolle. Entonces tenemos que llevarlos al punto liminal, el punto donde ellos se sientan un poco incómodos para que se produzca un interés y un aprendizaje.

¿Qué es el currículum diferenciado? 
En Inglaterra tenemos la materia obligatoria y dentro de cada asignatura el profesor es el que, técnicamente, debería diferenciar esa materia. Para ello, hay que pasar un tiempo conociendo al alumno para descubrir lo que necesita aprender y ayudarlo, ya sea porque tiene un problema de aprendizaje y no puede con todo o porque tienen una alta capacidad y pueden abarcar más. En el primer caso deberemos priorizar aquellos contenidos que sean relevantes para el alumno y, en el segundo caso, buscar el contenido que le interesa más para desarrollarlo de una forma más profunda.
Entonces, la diferenciación se hace tanto va para los más capacitados como para los que tienen dificultades. Es como diríamos en inglés “talor-made”, hecho a medida.

¿Se debe evaluar a todo el alumnado por igual, independientemente de sus necesidades educativas?
Fue Albert Einstein que dijo: “Si juzgas a un pez por su habilidad de escalar un árbol, vivirá su vida entera creyendo que es estúpido”. 
¿Tú le pedirías a un niño que está en silla de ruedas que se levante y corra? Las diferencias muchas veces son invisibles pero existen. Lo que tenemos que entender es que no se puede obligar a un niño a hacer algo que no es capaz de hacer o entender.

¿Es una buena idea utilizar a los alumnos con AACC para ayudar a otros más rezagados/con más dificultades?
De forma puntual puede ser interesante para el alumno. Puede resultar una novedad y puede ser positivo que el alumno pueda desarrollar esa capacidad para expresarse, socializar, ayudar, etc.. Ahora, en lo que no estoy de acuerdo es que estos alumnos hagan de profesor, que estén cada día en cada clase haciendo de profesor de sus compañeros, ya que este alumno lo único que va a conseguir es sentirse frustrado, darse cuenta que no va a aprender nada. Entonces, considero que como un método, como tarea en el aula de forma diaria, es incorrecto.

Si un niño tiene una actitud desafiante, ¿qué puede significar?
Eso es una forma de comunicación. Todo comportamiento es un mensaje de comunicación. Cuando un niño se porta mal en el aula, muchos profesores lo ven como un comportamiento desafiante y se sienten incómodos porque les da miedo perder el control y que el resto de la clase y la dinámica cambie. Pero realmente, estos alumnos nos están pidiendo ayuda a gritos (¡nunca mejor dicho!). Entonces, se trata de intentar entender a cada alumno indagando en qué es lo que le está pasando tanto a nivel personal, familiar o social. Es importante ver toda reacción como forma de comunicación.

¿Podría resumir los “10 mandamientos” de las Altas Capacidades?
Estos 10 mandamientos son como 10 reglas a seguir en el aula con niños con Altas capacidades, pero no tenemos que estar obsesionados con los diez y no en todas las clases vamos a poder utilizarlos. 
El primero sería felicitar los logros, porque todos los niños, más o menos capaces, necesitan sentir esa satisfacción de ser felicitados. Es importante que se haga individualmente, pero también en grupo.
En segundo lugar, evitar las tareas repetitivas. No dar tareas repetitivas cuando los más capaces hayan acabado con las actividades que se han mandado solo para tenerlos ocupados. La extensión se puede hacer dando preguntas más abiertas donde ellos van a poder desarrollar esa independencia.

¿Y el tercero?
El tercero serían las actividades creativas. Si ayudamos a este colectivo a ser creativos estamos potenciando y mejorando una de las cualidades que ellos ya tienen de forma innata.
El cuarto sería estimular el pensamiento crítico y analítico. ¿Cómo puedo hacer que los alumnos razonen? Es importante darles ayuda para encaminar a los alumnos pero que sean ellos los que desarrollen ese pensamiento divergente.
En quinto lugar sería importante integrar actividades colaborativas y por niveles.

¿Y el siguiente?
El sexto es desarrollar las llamadas “soft skills” (habilidades blandas): el control del tiempo, trabajar en equipo, resolución de problemas, es decir, capacidades para la vida adulta. 
El rol del profesor sería otro factor a tener en cuenta. El profesor ya no es la fuente de sabiduría sino que es el que guía, encamina. Eso nos lleva al octavo “mandamiento” que es el ambiente del aula. Se debe crear un ambiente donde hayan actitudes de ayuda, de comprensión, de confianza, donde todos pueden preguntar y no sentirse estúpidos, un ambiente estimulante y donde los alumnos se sientan seguros.

¿Cuáles serían los dos últimos?
Las inteligencias múltiples, es decir, conocer al alumnado para saber cómo aprenden mejor y conocerse a uno mismo como profesor para reflexionar cómo está enseñando. La metodología que se utiliza en el aula debe llegar a todo el alumnado. Y finalmente, no hay que confundir la sobreexcitabilidad con el mal comportamiento.


Si te ha gustado la entrevista de Silvia Garrido, no te pierdas la de María Sánchez Dauder: “Nos hace falta más empatía con las niños con altas capacidades”.

Acerca del autor

Tiching

Tiching es la red educativa escolar para encontrar, compartir y gestionar todo aquello relacionado con la educación. ¡Más de 600.000 personas ya se han unido!

Comentarios(5)

  • Interesante artículo para el profesorado y el entorno educativo en general.
    Es importante que se conozcan diferentes metodologías y estrategias para comprender y responder de manera adecuada a los alumnos con AACC. Éstos, aunque aprendan rápido y con facilidad, exigen apoyo y estimulación para desarrollar sus aptitudes.

  • me parece muy interesante este post ya que la metodologia que usa el profesor debe ser eficaz y la correcta para que le llegue a un 95% de sus estudiantes con la primera vez de explicacion, asi que me ha encantado este post porfavor suban mas como estos , muy bueno¡¡

  • excelente post es genial

  • Los docentes deben mejorar su forma de instruir a los jovenes, ellos son el futuro de la nación

  • Adelaido Azpeitia H.

    Sin duda alguna, existe un gran conflicto en la aulas, debido a la falta de tacto y sutileza por parte de los docentes para generar el mejor cauce de estos alumnos, ya que en su gran mayoría son relegados por los propios docentes, los cuales confunden sus cualidades con la imperactividad.

Ver más

Deja un comentario

(*) Campos obligatorios